La motivación juvenil actual

El otro día oi una entrevista de un famoso actor español de prestigio internacional en la que reivindicaba la incertidumbre que tienen los jóvenes con respecto a su futuro.Pero no solo se queda ahí,en ese desconocimiento,sino en la mentalidad conformista que la inmensa mayoría tiene.Tanto es así,que dio un dato extraído de una encuesta que se hizo en una específica universidad de España,cuyo resultado fue que el 75% de los jóvenes tenían la expectativa de ser funcionarios.Por poner un ejemplo,en Estados Unidos se dice que el mismo porcentaje significa lo contrario,es decir,que aspiran a ser sus propios jefes y emprender una iniciativa independiente.Con ello,no quiero aseverar que ese 75% en Estados Unidos acaben todos creando un contenido innovador pero veo lógico que tengan más posibilidad si es realmente lo que siempre soñaron.De esta manera,la juventud española se ancla en la zona de confort y en la reticencia a aventurarse a posibles caminos creativos.Después nos quejamos al ver que nos gobierna un tipo como Mariano Rajoy…

Lo cierto es que si la inmensa mayoría aspira a ser funcionario,es que su máxima cúspide laboral estaría en estar supeditado al Estado y a merced de sus altibajos temporales.Digamos que nuestra vida no dependería de nosotros mismos sino de agentes externos que variando sus necesidades comunitarias puede influirnos muy directamente en nuestra forma de vida cotidiana.Cuando estudiábamos el Indicador de Myers-Briggs parecía que todo se quedaba en la teoría pero vemos que no,que un 25% como bien decía la teoría era los pocos que tenían la “N” de intuición,o lo que es lo mismo,esa herramienta de divagación y profunda introspección que viese de manera lateral todos los elementos vitales a la vez que profundamente escudriñados.Por supuesto,el resto que es el 75% quedaría subyugado al conformismo y al más puro inmovilismo.

2016-05-05 17.20.42

Sin no menos mencionar el tipo de comportamiento que estas personas suelen tener que suele haber una correspondencia conductual muy clara con respecto a las aspiraciones laborales y es que como bien hemos explicado en el blog todo aquel que sea proclive a permanecer en la zona de confort tiene como característica perpetuar hasta la saciedad los patrones que imperan en la sociedad.Por lo tanto,estos jóvenes con tales expectativas son en mayor medida los que no tienen otra cosa que hacer que exhibirse estéticamente en las redes sociales como si no supiesen ofrecer otra cosa en sus vidas.Realmente,me dan mucha vergüenza ajena este tipo de personalidades,tanto hombres como mujeres.Hay que dejar muy claro esta afirmación porque a veces puedo manifestar este comentario y recibir el calificativo de machista solo por ver una chavala a las tres de la madrugada de fiesta por la calle,con 8 grados centígrados en el ambiente y con una blusa de tirantes y un traje bastante corto.No son pocas ni mucho menos,ya que como hemos venido diciendo,aquellas propensas a poner su imagen antes que nada conforman casi un 40% de la población de mujeres.Y francamente,da un poco de vergüenza ajena que para llamar la atención tenga que padecer al siguiente día una pulmonía…

2016-05-05 17.39.59

No lo veo yo muy lógico…pero en fin,este tipo de personalidades que quieren seguir inconscientemente quizás las convenciones y estándares sociales llevan en su ADN que se debe sufrir para promover la “liberación de la mujer” porque “ellas se visten como quieren” pero al mismo tiempo dentro de su pensamiento lo que piensan es que hay que llamar la atención,sin embargo como consecuencia hacen el ridículo y posiblemente se agarren un buen resfriado.Hay hombres que también van ceñidos y en manga corta para pavonearse y son igual de patéticos.Y en cuanto a esas mujeres,dejan mucho que desear.Me pregunto yo…¿Qué clase de juventud es esta?

No es que me molesten este tipo de personalidades por ser como son,a mí no me interesan,pero lo cierto es que sí me molestan porque a los que nos gusta el cambio,la innovación,las cosas hechas de una manera subversiva,con un pensamiento divergente,nos llaman locos o bichos raros,nos marginan u otro tipo de ofensas para totalmente desplazarnos y que nos adhiramos a la manera de pensar convencional,a lo que dicta la sociedad a fin de cuentas.Personalmente,a mí no me afecta pero hay otra personas más introvertidas a las que les hiere todo este tipo de infundios que los pueden sumir en depresiones.La verdad es que no hay una fórmula exacta para paliar estas injusticias pero por la vía educativa pueden llegar los mejores avances y uno puede ser introducir esta herramienta de Psicología de la Personalidad como la de Myers-Briggs para que desde muy jóvenes los chavales vayan aprendiendo que existen muchos tipos de maneras de pensar y filosofías según qué personas.En definitiva,fomentar en las escuelas la Inteligencia Emocional para promover valores y que se constituya un sólido código de comprensión,diálogo y transigencia.

Anuncios